Planeta desencantado. Capítulo 7 – Una “cajita feliz”

unacajademaderayoro_jjbenitez

¡Hola, amigos! Tenía tiempo inactivo en el blog, pero poco a poco voy retomando la normalidad, en la medida que me es posible. Pero dejémonos de charlas y vamos al epicentro de la cuestión: la séptima entrega de Planeta encantado, que se titula Una caja de madera y oro. Esta es, de hecho, la tercera que se dedica a la religión, por lo que nuevamente hay que tener muchísimo cuidado con las afirmaciones de J.J. Benítez, quien todo este tiempo ha hecho proselitismo de su fe urantista, con pizcas de ummoísmo. Bastante nos ha mentido el ufólogo español, y no creo que en esta ocasión haya decidido redimirse de sus pecados. Sigue leyendo

Simón Bolívar: una visión escéptica. Capítulo 4 – ¿Moral y luces?

Describir los aspectos de las perspectivas socioculturales del Libertador no es para nada una labor sencilla, puesto que implica una doble dificultad: la primera, con la que hemos venido lidiando desde hace varias páginas, es la de desmantelar las fantasías del culto de cara a los hechos, y la segunda, que consiste en tratar un tema tan extenso que ni siquiera este libro bastaría para darle la adecuada cobertura. Súmese a esto una tercera, en la que la investigación documental en el tema no siempre fija su debida atención en los datos cuantitativos, que deberían leerse con el frío detenimiento del método científico y no con los sesgos ideológicos del pensamiento político moderno a través del cual el prócer venezolano ha sido etiquetado ―pintarrajeado, diría yo― con más error que acierto de reformador social, indigenista, unificador del pueblo, abolicionista, feminista y moralista, unter anderem. Sigue leyendo

Planeta desencantado. Capítulo 6 – Dios es tracalero

unasenlamangadedios_jjbenitez

¡Eh, saludos mi gente! Ojalá que la estén pasando bomba y espero que en esta ocasión no sientan algo distinto, pues les tengo lo que había prometido hace dos capítulos atrás, cuando hablaba del señor Yisus Craist, el hombre dizque hijo de Jehová. Siéntense, pónganse cómodos, porque en la mesa se servirá un asunto bien polémico que por fortuna no es un misterio insoluble, pues hay pruebas en las que la sexta entrega de Planeta encantado (cuyo título es Un as en la manga de Dios) queda expuesta por su nivel de sinvergüenzura y apego por la magufería, oficio sin honor al que se dedica J.J. Benítez. En esta ocasión, el caza-ovnis español no viene a recitar sus cantinelas de aliens ancestrales ni sus versiones alternativas de la historia, sino a demostrar que el Sudario de Turín no es un fraude. Sigue leyendo

Del cristianismo no surgió la ciencia

religiones

La excusa más trillada que suele utilizarse para hacer apología a las religiones, en particular al cristianismo, es aquella en la que se esgrime que esta fe impulsó la era de la razón; es decir, que el conocimiento científico nunca habría tenido lugar sin las contribuciones relacionadas a la “doctrina” de Jesucristo. Este argumento sería convincente de no ser porque en sí mismo oculta un descarado sofisma en el que se pretende que el pensamiento racional y el ilusorio no se hallan del todo separados, y que el segundo tiene un predominio sobre el primero. La realidad, empero, señala que el fideísmo, una vez más, está en un craso error en el cual no se tiene la menor idea de lo que es la epistemología y mucho menos de lo que es la ciencia. Sigue leyendo

Las astronómicas patrañas de la astrología

acuario_constelacion_uraniasmirror

♪♫ When the moon is in the seventh house                                                  And Jupiter aligns with Mars                                                                          Then peace will guide the planets                                                                 And love will steer the stars

This is the dawning of the age of Aquarius                                                    The age of Aquarius, Aquarius, Aquarius ♪♫

Hubo una vez un tiempo en que se hizo una amalgama entre la superstición y la razón para explicar el universo. Aunque parezca un contrasentido, la astrología surgió para darle un sentido a la vida que fuera congruente con los componentes culturales de la gente. Pasaron los siglos y esta pseudociencia acabó por ser el resultado final de unos falsos conocimientos que se negaron a desaparecer pese a haber sido desmentidos reiteradamente desde distintas disciplinas y ángulos de la ciencia. De esta manera, esta charlatanería, que actualmente está opuesta a la astronomía, se ha empeñado en mantenerse a flote con cansinas artimañas y prestidigitadores que mienten más de lo que hablan. Sigue leyendo